Flores de calabacín rellenas de ricotta | SOCIAL-VIPS MAGAZINE

Flores de calabacín rellenas de ricotta

flores-calabacin

Hoy os traigo un delicioso plato no muy conocido en España, las flores de calabacín. Esta tapa es muy habitual en Italia, se puede encontrar en numerosos bares y restaurantes y las suelen rellenar con mozzarella, ricotta o incluso en algunos sitios las rellenan con queso para untar (tipo Philadelphia).

No es una de las recetas más fáciles que existe, pero os aseguramos que si la presentáis bien es el entrante de lujo en una cena con invitados.

¿Qué necesitamos?

Para las flores de calabacín:

  • 16 flores de calabacín
  • 1 taza de queso ricotta
  • 3 cucharadas de albahaca fresca
  • 3 cucharadas de queso parmesano rallado
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • 1 diente de ajo picado
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite vegetal

Para el rebozado:

  • 1 taza de harina de trigo
  • 1 huevo
  • 1 pizca de sal

¿Empezamos?

dsc_0136En primer lugar vamos a preparar el relleno que incluiremos dentro de las flores de calabacín. Picamos el diente de ajo y lo mezclamos con el queso ricotta, las tres cucharadas de parmesano rallado, la albahaca fresca picada, la ralladura de limón, sal y pimienta. Lo mezclamos todo muy bien.

Para rellenar las flores os aconsejo que metáis el relleno en una manga pastelera con una boquilla plana, ya que te será mucho más cómodo. Si no disponéis de ninguna, no pasa nada, podéis ir rellenándolas con una cuchara.

Es hora de lavar las flores de calabacín y secarlas con papel de cocina. Para rellenarlas hay que abrirlas cuidadosamente para no romper los bordes laterales. La parte central de la flor se puede sacar y tirar, ya que hay gente a la que no le gusta, pero eso ya es vuestra decisión. Las rellenamos y las dejamos enfriar en la nevera.

Una vez que ya las hemos dejado enfriar, preparamos el rebozado batiendo la harina de trigo con el huevo y la sal.

Calentamos el aceite vegetal en una olla a fuego fuerte y con cuidado vamos colocando las flores. Hay que freírlas unos 2-3 minutos, dándoles la vuelta una vez.

Una vez fritas, las retiramos del fuego y las colocamos sobre papel de cocina para que eliminen todo el exceso de aceite.

Foto: http://www.lascosasdecosima.com

Foto: http://www.lascosasdecosima.com

Para que el plato os quede más bonito al servirlo, podemos preparar una salsa de pesto de pimientos asados para acompañar a estas flores. Para ello solo necesitamos unos pimientos asados, 1 diente de ajo, media taza de piñones, 1 cucharadita de ralladura de limón, queso parmesano y aceite de oliva virgen, sal y pimienta. Lo trituramos todo y nos quedara una salsa perfecta.

Con una cuchara servimos un poco de pesto en el plato y ponemos dos flores de calabacín sobre él. ¡Listo, ya tenemos el aperitivo perfecto para nuestra cena!

 

Sobre el autor

Marta Llabrés

Marta Llabrés

Deja tu comentario