Kanelbullar, los deliciosos bollitos de canela suecos | SOCIAL-VIPS MAGAZINE

Kanelbullar, los deliciosos bollitos de canela suecos

kanelbullar-grundrecept

Seguro que todos conocéis Ikea, la tienda de muebles y decoración para la casa, y que todos habréis ido alguna vez aunque solo sea a dar una vuelta y mirar que hay. Pues he de confesar que yo soy rara, yo no voy a Ikea para ver muebles y demás, yo voy para comer sus riquísimos kanelbullar, esos bollitos de canela suecos tan típicos.

bollitos de canela estilo ikea

Fuente: myTaste

Pues cada vez que iba, era irremediable no pararme a por uno y acababa llevándome a casa una bolsa de estos bollitos congelados para tener siempre en el congelador. Sí, Ikea los vende en su sección de congelados (¡qué maravilla!). Hasta un día que me dije: ¿y por qué no intento hacerlos yo? Me puse a buscar en internet y tras varias recetas encontradas, me decidí por ésta.

Ahora cada vez que tengo ganas de comer estos bollitos, los hago yo misma y quedan buenísimos. Así os animo a todos los que os gustan a que intentéis hacer estos bollitos de forma casera y a los que no los habéis probado, ¡corred ya! No sabéis lo que os estáis perdiendo.

Ingredientes:

Masa

  • 75 g de mantequilla
  • 250 g de harina panadera
  • 140 g de harina de fuerza
  • 3-4 g de levadura seca de panadería
  • 210 g de leche entera
  • 70 g de azúcar
  • ½ cucharadita de semillas de cardamomo
  • ½ cucharadita de canela
  • 1 cucharadita de sal
    kanelbullar juntos caja

    Fuente: Allas.se

Relleno 

  • 100 g de azúcar moreno
  • 100 g de mantequilla
  • 1 ½ cucharadita de canela

Acabado

  • 1 huevo para pintar
  • Azúcar perlado para espolvorear

 

Pasos a seguir:

  1. Calentar la leche en un bol y junto a la mantequilla para que se vaya derritiendo. Se le agrega la levadura y se remueve para que se disuelva.
  2. Añadir la harina panadera y remover con una cuchara de palo durante cinco minutos. Pasado el tiempo agregar todos los demás ingredientes y seguimos mezclando. Cuando se ha absorbido la harina, hay que volcar la masa que tenemos en el bol sobre la encimera.
  3. Amasamos a mano. Hay que amasar durante 1-2 minutos y dejar reposar la masa entre 10-15 hasta que la masa esté lisa y elástica.
  4. Hacemos una bola con la masa y la ponemos en un bol previamente aceitado, la tapamos y la dejamos que doble su volumen.
  5. Una vez que la tenemos la sacamos del bol y la aplastamos bien para desgasarla bien, es decir, para que no queden huecos en la miga.
  6. Con la ayuda de un rodillo, estiramos la masa en forma de rectángulo. Hay que intentar que quede un grosor uniforme. Preparamos el relleno mezclando los ingredientes y los extendemos por encima con una cuchara o un cuchillo. Deja una pequeña franja sin cubrir para que cuando lo enrollemos, nos ayude a sellar la masa y no se abra.
    bollitos suecos

    Fuente: Mitt Kok

  7. Lo enrollamos con cuidado y con un cuchillo afilado cortamos en rodajas de unos 2 cm. Para hornearlos va muy bien ponerlos en cápsulas de magdalenas o de muffins.
  8. Los tapamos y dejamos que fermenten un rato más. No hace falta que doblen el volumen, pero si que crezcan un poco. Cuando consideréis que tienen el volumen acertado, los pintáis con el huevo y les espolvoreáis el azúcar perlado.
  9. Ya es hora de ir al horno. No os extrañéis por la temperatura. Los suecos tienen a cocinar la bollería a altas temperaturas y de este modo queda crujiente por fuera y blando por dentro. Así que hornos a 250º unos 8-9 minutos. Y listos. Solo queda dejarlos enfriar y a comer.

Sobre el autor

Marta Llabrés

Marta Llabrés

Deja tu comentario